November 18, 2016

Los defensores del derecho al aborto depositan sus esperanzas en los resultados electorales locales

Print

Joey Peters

Marshall Martinez, left, speaks to supporters at a Planned Parenthood "Pink Out the Vote" rally on Saturday, Oct. 29, 2016.

Marshall Martinez, a la izquierda, hablando a los asistentes al mitin “Pink Out the Vote” de Planned Parenthood, del sábado 29 de octubre de 2016.

A pesar de los resultados electorales a nivel nacional, los defensores del derecho al aborto en Nuevo México pueden celebrar algunas cosas tras las elecciones locales.

Un comité de acción política perteneciente a una filial local de Planned Parenthood gastó más de $21.000 destinados a cuatro elecciones legislativas, según los informes financieros de las campañas electorales estatales. Después del día de las elecciones, esos escaños mostraron un 3 a 1 a su favor.

“Creo que nos llegamos a comunicar con un total de 21.000 personas del estado por medio de llamar a la puerta o por teléfono” dijo Marshall Martinez, director de asuntos públicos para Planned Parenthood Votes New Mexico.

Martinez ha estimado que un 40 por ciento de los que colaboraron en la campaña de Planned Parnthood en Nuevo México fueron voluntarios.

Además, los demócratas, que generalmente apoyan el derecho al aborto, retomaron el control de la Cámara de Representantes del estado y, probablemente, ampliarán el control del Senado.

Tres de los escaños que los demócratas han ganado y que apoyaban el Planned Parenthood están en el área de Las Cruces. Esto incluye al Senador Estatal Bill Soules, que actualmente ocupa el puesto, el Senador Estatal entrante Jeff Steinborn y la Representante Estatal entrante Joanne Ferrary.

El grupo defensor de la salud de la mujer también apoyó a la demócrata Ane Romero, que perdió la elección frente a la Representante Estatal que actualmente ocupa el puesto, Sarah Maestas Barnes, R – Albuquerque.

Mientras tanto, el Right to Life Committee de Nuevo México, que se opone al derecho al aborto, ha celebrado la derrota del demócrata y líder de la mayoría del Senado, Michael Sanchez.

Sanchez perdió frente al Republicano Greg Baca.

“Derrotar a Michael Sanchez fue extremadamente importante para el movimiento pro-vida (antiabortistas),” dijo Dauneen Dolce, directora ejecutiva del grupo.

Sanchez perdió tras ser fuertemente atacado por un Comité de Acción Política (PAC) republicano vinculado a la Gobernadora Susana Martinez.

Dolce reconoció que el hecho de perder el control republicano de la Cámara no va a ayudar mucho a su causa, aunque añadió que “algunos demócratas también son pro-vida.”

El comité de acción política de su organización invirtió aproximadamente $8.500 en campaña para estas elecciones locales. Su estrategia no se basó hacer llamadas o ir puerta a puerta, sino que, en lugar de eso, enviaron 24.000 cartas a los domicilios de 24 distritos diferentes en todo el estado.

Para la próxima legislatura, que comienza en enero, Dolce dijo que su grupo está trabajando con el Alliance for Life New Mexico para planear una agenda.

“Estamos tratando de unir a todos los interesados en la legislación que apoya el movimiento pro-vida,” dijo ella.

En el pasado, esto ha significado apoyar proyectos de leyes que requerían que los jóvenes menores de 18 años tuvieran que notificar a sus padres o tutores su intención de realizarse un aborto. Otro proyecto de ley apoyado por el grupo solicitaba que los médicos estuvieran obligados a mostrar las ecografías a las mujeres, antes de llevar a cabo el aborto.

En la legislatura de 2015, cuando los republicanos ostentaban el control de la Cámara, los proyectos de leyes de este tipo fueron aprobados en la Cámara y luego murieron en el primer comité, una vez que llegaron al Senado.

Ahora, con los demócratas controlando la Cámara y el Senado, estos proyectos podrían morir aún más rápido.

“Estoy emocionado de pensar que podremos dedicar menos tiempo a esta defensa,” dijo Martinez, “porque habremos construido un muro sólido, a falta de mejor terminología, para bloquear esos esfuerzos.”

Martinez añadió que Planned Parenthood “no ha tomado una decisión final sobre una legislación proactiva” para la próxima legislatura, pero “siempre está buscando fórmulas mediante las que se pueda ampliar el acceso a la contracepción.”

“Esta será una de nuestras prioridades, seguir adelante, asegurar que la gente, especialmente en las zonas rurales del estado y donde, posiblemente, no hay un centro de salud de Planned Parenhood cercano, tenga acceso igual a la contracepción”, dijo.

Traducido por Jacqueline Jones

Comments

comments